Los tejidos con fibras naturales son muy ecológicos, ligeros y confortables.  Aportan calidez, frescor y naturaleza al espacio. Es una opción muy atractiva no solo por sus cualidades sino también por su precio económico.

Los podemos encontrar tanto en interior como en exterior. Se clasifican en dos tipos los rígidos y los semirígidos.

Hay muchas fibras naturales para utilizar en mobiliario, aquí os dejamos los mas conocidos.

Rígidos

Ratán

El ratán o rattan proviene de las palmeras de sudeste asiático, los tallos son similares al bambú pero la diferencia es que el bambú esta hueco y el ratán no. Sus tallos son sorprendentemente largos y de grandes propiedades para su uso exterior o interior. Gracias a su gran resistencia y durabilidad se utiliza en muchas ocasiones en mobiliario exterior, y tiene un aspecto agradable y confortable.

 

 

Mimbre

Procede de la familia de los sauces que producen varillas de hasta 3 metros de altura. Es muy resistente pero ligero lo cual es idóneo para mobiliario ya que su aspecto es elegante y natural. Todo objeto creado con el son duraderos y firmes. Se suele utilizar mucho en sillas, sofás y alfombras. Como es un material transpirable y lavable se utiliza también en exteriores.

 

Semirígidas

Sisal

El sisal se extrae de las hojas de Agave sisalana, origen Yucatán en México. Estas hojas producen unas fibras dura y gruesa. Su mayor característica es su resistencia.

Es un material ideal para alfombras, pero su uso también lo encontramos en telas, papel, cordeles y más.

 

Yute

El yute es una planta tropical donde se trae la fibra. Esta fibra es biodegradable, reciclable e inocua para el medio ambiente. Es muy versátil y su mayor utilización es en telas como alfombras, cortinas, cojines e innumerables usos.

En The Green Studio nos encantan las fibras naturales y las incorporamos en nuestros diseños.